Equipos Madurez Hormigon

Control de Tiempo para Pretensar

En términos generales, el avance de los pisos en cualquier obra de edificación es de 3.5 pisos al mes, considerado un plazo de avance real, frente a la meta de las constructoras de 4 pisos al mes. En condiciones ideales ambientales de temperatura (ver caso de  hormigonado en tiempo frío). Esto trae una serie riesgos asociados, donde generalmente el mayor riesgo está en predecir la resistencia del hormigón para poder eliminar las alzaprimas que sustentan el piso y proceder con el piso siguiente, además, en las losas postensadas se requiere el que hormigón tenga un 75% de la resistencia específica para poder tensar las losas. En esta misma área están los muros de contención, donde muchas veces se requiere el uso de un tensor, por lo que es necesario que el muro también cuente con la resistencia necesaria.
Es aquí donde la ubicación de las termocupla tiene vital importancia, ya que el madurímetro SmartRock debe colocarse en aquellos lugares de la losa o elemento estructural donde se producen mayores tensiones al realizar la tarea de tensado.
Aprovechando el conocimiento del desarrollo de temperaturas del hormigón proporcionado por la termocupla SmartRock, y conociendo el desarrollo de las propiedades mecánicas del hormigón, es posible, a partir de los diferenciales de temperatura que ocurren en intervalos conocidos, calcular las tensiones esperadas para el elemento de hormigón que se ha medido. Para esto se requiere de un análisis incremental de las tensiones generadas, considerando también que el efecto de relajación de tensiones para las edades consideradas es muy fuerte a temprana edad.
Los principales beneficios de la termocupla inalámbrica SmartRock para la aceleración de la construcción son:
● Lograr productividad, al establecer objetiva y eficientemente momentos de operaciones de faenas.
● Acelerar operaciones mediante aislación térmica del hormigón, utilizando el calor producido por el cemento al hidratarse, en lugar de utilizar hormigones rápidos, de mayor retracción y menor control.

Control de Tiempo para Pretensar
El método de madurez, mediante el uso del madurímetro SmartRock, permite conocer el momento en que el hormigón adquiere la resistencia necesaria para realizar el tensado de cables o soltar el acero pretensado. Además, entrega la resistencia del hormigón, con lo que se puede aplicar la tensión óptima en el caso de postensado. Para realizar lo mencionado, se debe colocar el sensor de madurez SmartRock en el último hormigón colocado en el elemento a tensar, y se mide la madurez en el momento cercano al estimado como suficiente, de acuerdo a la información técnica. El SmartRock entrega la madurez del hormigón en ese momento, y por la correlación entre resistencia y madurez, se conoce la resistencia del hormigón.

Control de Tiempo para Pretensar

El método de madurez, mediante el uso del madurímetro SmartRock, permite conocer el momento en que el hormigón adquiere la resistencia necesaria para realizar el tensado de cables o soltar el acero pretensado. Además, entrega la resistencia del hormigón, con lo que se puede aplicar la tensión óptima en el caso de postensado. Para realizar lo mencionado, se debe colocar el sensor de madurez SmartRock en el último hormigón colocado en el elemento a tensar, y se mide la madurez en el momento cercano al estimado como suficiente, de acuerdo a la información técnica. El SmartRock entrega la madurez del hormigón en ese momento, y por la correlación entre resistencia y madurez, se conoce la resistencia del hormigón.

Corte de Juntas y Apertura al Tráfico en Pavimentos

Para establecer el momento óptimo de corte se correlaciona la madurez o resistencia mínima en que la máquina de corte deja el corte sin desgrane. Una vez establecida esta madurez, se utiliza como indicador del momento de inicio de los cortes con sierra. El procedimiento necesita colocar el sensor de madurez en el primer hormigón colocado en el pavimento, puesto que es en ese hormigón donde se inicia la faena de corte. Si el hormigón no fuera muy homogéneo en su ganancia de resistencia, o hubiera diferencias importantes de temperatura durante el día, se pueden colocar más sensores a medida que la pavimentación avanza.
De la misma forma se puede establecer el momento de apertura al tráfico, que debería ser con una resistencia a flexo tracción mayor a 2.5 MPA en pavimentos de más de 15 cm de espesor, y de 3.0 MPA en pavimentos más delgados. En pavimentos de 8 y 10 cm de espesor se debe tener resistencia a flexo tracción de 3.5 MPA para el paso de camiones y 2.5 MPA si lo utilizan solamente automóviles.
La Norma NCh 170:2016 – Requisitos de hormigón, establece del uso de la madurez como método para estimar la resistencia temprana del hormigón, considerando que la realidad de las condiciones de obras tiene más variables que las probetas de laboratorio, donde todas las condiciones están controladas de forma que el hormigón alcance la resistencia para la cual fue diseñado sin considerar las externalidades propias del trabajo en terreno.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.